Propiedades de la Verbena

Propiedades de la Verbena para la Salud

Verbena

Verbena officinalis L

Familia: Verbenáceas.propiedades de la verbena

Otros nombreas: Verbena mayor, hierba santa, verbena macho, verbena fina, hierba de todos los males, verbena recta o derecha, hierba sagrada, hierba de los hechizos, berbena,  berbera, herba berbera, aistrika, izusta, berberina, berbeña, belharrgorri, verbena, gerbáo, erva-sagrada, erva da  crus, urgebáo, orxavan,  crusados, herba dos ensalmos, etc.

Virtudes: Los antiguos atribuían a la verbena nada menos que el poder encender de nuevo los ardores de un amor casi apagado.

Esta planta se emplea eficazmente contra neuralgias, fiebres, dolores de costado, digestiones lentas, pleuresía,  etc…

Desde tiempos remotos los médicos le han atribuído a la  verbena  tantas virtudes, que se ha considerado poco menos que una panacea. Sin embargo, hoy día las infusiones de verbena no se hacen con esta planta, sino con la llamada verbena odorata L.. mucho  más aromática y eficaz. La verbena oficinal, que  aquí estudiamos, sólo se emplea en hemeopatía, en forma de tintura.

No obstante,  presenta propiedades vulnerarias, es diurética, y está indicada en las digestiones difíciles y en las menstruaciopnes laboriosas. Es un gran febrífugo.

Y en  compresas posee una eficaz acción cicatrizante, calmando también el dolor de los golpes, neuralgias, etc..

Partes utilizadas: La planta entera ( raices, hojas y sumidades floridas), recolectada antes de la floración. Todo debe desecarse a la sombra y al aire libre.

Componentes activos: Tanino, verbenalina, mucílago, saponina, glucósido,arbutina, vitaminas A, B, y C, sí como otras sustancias.

Propiedades: Astringente, antiespasmódico, febrífugo, tónico, vulnerarío, cicatrizante, diurético, digestivo, emenagogo, antirreumático, balsámico, analgésico, hepático, depurativo.

Véase: Nerviosismo, reumatismo, reglas, ciática, neuralgias, fiebre, lumbago, litiasis, oído, lactancia.

Propiedades de la Verbena para la Salud

Para la Salud

Decocción: Digestivo y antidoloroso. Verter 30 gm de verbena oficinal por cada litro de agua hirviendo. Colar , endulzar y beber de 2 a 3 tazas al día.

Cataplasma: Lumbago: Se bate durante un momento una clara de huevo. Añadirle una cucharada de harina de cornezuelo, todo al bañomaría. Verter en la mezcla un puñado de hojas de verbena picadas, y en caliente aplicar la cataplasma sobre la parte doliente.

Decocción: Para lavajes de llagas, úlceras y heridas. En una taza de agua hirviendo, verter 5 gm de  sumidades floridas de verbena. Colar y usar el líquido para lavar las llagas y heridas antes de proceder a la madicación y al vendaje.

Decocción: Contra los cálculos  renales. Verter 100 gm de raíces, hojas y flores de verbena en un litro de agua. Hervir durante media hora. Colar el líquido y tomar 3 tazas al día.

En las afecciones de garganta ( inflamación, amigdalitis, etc.. ). Puede usarse este mismo  líquido para practicar gargarismos durante el día.

Cataplasma: Dolores. Machacar un puñado  de verbena y cocerla luego con vinagre. Aplicada sobre la parte afectada hace desaparecer los dolores producidos por golpes, caidas, dislocaciones, etc..

Té: Astringente. Verter 2 cucharadas de verbena picada en 250 gm de agua hirviendo. Dejar después reposar el líquido por espacio de unos 5 minutos.

Este té se emplea se emplea tanto para el interior como para el exterior.

¿Aún no está suscrito al blog?

Suscríbase a nuestro feed y recibe las publicaciones en tu email gratis:

ESCRIBE UN COMENTARIO